Tarjeta 7 / 10

¿Cómo reaccionó Marcela Aguiñaga?

Aguiñaga rechazó la decisión de la Contraloría, y dijo que era producto de una persecución política en su contra.
Aguiñaga rechazó la decisión de la Contraloría, y dijo que era producto de una persecución política en su contra.

Aguiñaga rechazó la decisión de la Contraloría, y dijo que era producto de una persecución política en su contra. En un boletín titulado “Ante resolución de Contraloría por compra-venta de terrenos del parque Samanes”, la exministra y actual asambleísta dijo que el organismo de control se ha convertido en una “herramienta de presión y presecución política hacia todos aquellos que defendemos el legado de la Revolución Ciudadana a favor del pueblo. Este proceso está lleno de inconsistencias y arbitrariedades con demoras injustificadas; se ignoran mis argumentos y pruebas de descargo respaldados con documentos de insitituciones públicas y se llega al punto de pretender aplicar la ley retroactivamente en la compra-venta de terrenos para el parque Samanes. No es coincidencia que esta notificación ocurra ayer, un año y medios después; y justo cuando he sido crítica a las actuaciones de la Contraloría”.