Tarjeta 5 / 12

¿Por qué fue archivado el pedido de juicio político contra Jorge Glas?

El 18 de julio de 2017 el Consejo de Administración Legislativa (CAL), con cinco votos y dos en contra, resolvió archivar la solicitud de juicio político en contra del vicepresidente Jorge Glas. Los votos en contra de admitir a trámite el juicio político fueron de José Serrano Salgado, Viviana Bonilla Salcedo, Carlos Bergmann Reyna, Soledad Buendía Herdoíza y Verónica Arias, todos del Movimiento País, partido de Glas. A favor del trámite votaron los opositores Luis Fernando Torres y Patricio Donoso Chiriboga, del partido Social Cristiano y de la alianza CREO-SUMA.

El presidente del CAL José Serrano dijo que la decisión se dió porque se incumplía con los requisitos constitucionales. Según Serrano, el artículo 129 de la Constitución establece tres causales por las que se puede proceder a un juicio político, y ninguna es la de ‘responsabilidad política’. En una rueda de prensa, Serrano dijo: "La única posible prueba de relación directa de responsabilidad del Vicepresidente no tiene validez, ya que fue obtenida de manera ilegal y no puede constituir prueba alguna en el marco del debido proceso".

Sin embargo, para la exasambleísta María Paula Romo el CAL se habría extralimitado en sus funciones. “El CAL debía contar el número de firmas y verificar que se anunciaran las pruebas. No debía evaluar las pruebas, peor enviar una carta a la empresa Caminosca”. Romo se refiere a la carta que el presidente de la Asamblea envió a la empresa Caminosca —investigada por su participación en una red de corrupción en la que se vincularía a Glas— en la que se le solicitaba certificar si era cierto que un laudo arbitral que se presentó como prueba se encontraba en apelación, no estaba ejecutoriado y era reservado y confidencial —es decir, que la decisión del tribunal arbitral (el laudo) aún no estaba en firme.

El archivo del pedido por parte del CAL no cierra la posibilidad de que se presente otra solicitud similar contra Glas, añadió Serrano.